FSAI

Time to Rethink

Estimada Sra. Vălean,

Adina-Ioana Vălean
Comisaria europea de Transportes

Hoy, nueve organizaciones de personal de la aviación, que representan a todas las categorías de personal de nuestra industria, emiten esta declaración: «¡Es hora de repensar!». Pidiendo una recuperación segura, social y sostenible de nuestra industria. Nuestra declaración destaca las opiniones, preocupaciones y propuestas de las organizaciones de personal de aviación de Europa con respecto a la crisis de COVID y la estrategia de recuperación de Europa para la aviación. Hace una llamada a la sostenibilidad social y ambiental, al fin del empleo atípico precario y la ingeniería social, a la financiación resiliente y la necesaria dotación de personal, al mantenimiento de las habilidades profesionales y al sostenimiento de los mayores niveles de seguridad, por nombrar solo algunos. Este manifiesto considera la aviación como una infraestructura vital y crítica que necesita apoyo y atención prioritaria. Fundamentalmente, exige un replanteamiento y un reenfoque fundamental para sacar a nuestro sector de esta crisis de una manera sólida, duradera y socialmente viable.

¡Hacer negocios “como de costumbre”, simplemente no es una opción!

Le pedimos a usted Sra. Vălean y a sus servicios que integren esta perspectiva conjunta del personal de aviación en la estrategia de recuperación de la UE, así como en las acciones e iniciativas reguladoras emprendidas por la Comisión. También le invitamos a considerar esta declaración como parte de nuestras respectivas contribuciones al desarrollo de la estrategia de la UE «Movilidad inteligente y sostenible», que guiará las acciones de la UE en los próximos años. En particular, la dimensión social y las preocupaciones deben reflejarse plenamente en esta estrategia y en las iniciativas de la Comisión. La crisis del COVID-19 tiene un fuerte potencial para deteriorar las condiciones sociales y recompensar las malas prácticas praxis sociales, algo que debe contrarrestarse por todos los medios.

COMUNICADO Time to Rethink

La pandemia Covid-19 demostró que la aviación es una infraestructura estratégica y un servicio crítico, provee conectividad esencial, promoviendo la cohesión socioeconómica y la provisión oportuna de bienes, sirviendo así a nuestras sociedades.

Los profesionales que trabajan en la aviación, que proporcionan un servicio seguro y comprometido, son una parte crucial del ecosistema de la aviación: tanto antes, como durante y después de la crisis, y también con cualquier posible recurrencia de la misma, así como durante la recuperación, que se espera que sea de duración impredecible.

Esta estratégica infraestructura, el servicio y los profesionales relacionados merecen una atención prioritaria. Para ello, los responsables políticos y las partes interesadas en la aviación deberían aprovechar la crisis para repensar el sistema «antiguo» y “reparar” las debilidades estructurales y distorsiones que reveló la crisis, problemas que, si no se abordan, obstaculizarán la recuperación, debilitarán el sector de la aviación y perjudicarán el interés público.

Para repensar el sistema y hacer que la aviación sea resiliente, sostenible y al servicio de la sociedad en su conjunto, los profesionales de la aviación piden las siguientes iniciativas:

PENSAMIENTO SOCIALMENTE SOSTENIBLE
SOCIALLY SUSTAINABLE

PENSAMIENTO SOCIALMENTE SOSTENIBLE: La responsabilidad social debe guiar a todas las partes interesadas de la aviación durante las crisis y la recuperación, y debe ser una condición «dura» para proporcionar financiación pública, rescates y/o medidas de socorro reglamentarias. El principio de preservar el empleo debe guiar todas las decisiones, incluyendo el pleno uso de los esquemas de apoyo público, y cualquier medida relacionada con el personal debe acordarse mediante un verdadero diálogo social.

ENVIRONMENTALLY
SUSTAINABLE

PENSAMIENTO AMBIENTALMENTE SOSTENIBLE: La recuperación de esta crisis debe aprovecharse para poner a nuestro sector en una senda de crecimiento compatible con el objetivo de la descarbonización de la aviación. Las nuevas tecnologías aeroespaciales y de aeronaves, los combustibles alternativos y la fijación de precios y el comercio de emisiones desempeñarán un papel clave. Los fondos nacionales, regionales y de la UE y los inversores privados deben realizar y facilitar inversiones adecuadas en Investigación y Desarrollo, así como en instalaciones de producción industrial (por ejemplo, electrocombustibles) y deben ser invertidas de forma organizada y coherente.

TOTAL SYSTEM

REPENSAR EL SISTEMA AL COMPLETO: La aviación es un sistema en el que una parte depende de que las otras partes del sistema funcionen bien, desempeñando su función de manera justa y ajustándose a los procedimientos. Para salir de la crisis más fuertes, todas las partes necesitan apoyarse mutuamente, en lugar de que algunos jugadores (ab)usen oportunistamente (de) la crisis para empujar a otros contra la pared, debilitando así partes del sistema, o reduciendo los estándares sociales en una carrera hacia el éxito. La aviación debe ser económicamente viable, pero no existe una supremacía automática de, por ejemplo, el valor de los accionistas de las compañías aéreas o de los aeropuertos, o los criterios de desempeño económico de los ANSP que estén por encima del interés público, de los pasajeros y/o de los profesionales que trabajan en nuestra industria.

REPAIR & REDESIGN

PENSAMIENTO DE AJUSTE Y REESTRUCTURACIÓN: La crisis ha puesto el foco en numerosos defectos y distorsiones, que deben abordarse con urgencia, tales como:

– Vulnerabilidad de la financiación de los ANSP

Pensar en la sostenibilidad del sistema: Siendo los ATM / ANSPs una parte esencial de la infraestructura de aviación, los mecanismos de financiación ANSP y criterios de rendimiento han mostrado sus límites durante la crisis – y sin cambios lo harán de nuevo durante la próxima crisis. Por lo tanto, el esquema actual, que funciona sólo en tiempos de creciente tráfico aéreo, debe ser fundamentalmente repensado, reestructurado y rediseñado para construir la resiliencia económica de ATM / ANSPs durante situaciones de crisis, esto es, mediante la construcción de amortiguadores para los tiempos en que el tráfico está bajando. La resiliencia (amortiguamiento) debe ser un elemento básico de las áreas clave de rendimiento de todos los actores de la infraestructura de la aviación. Mientras tanto, actualmente se necesita apoyo financiero público para garantizar un servicio eficiente y seguro durante la crisis y la posterior recuperación, manteniendo el talento y al personal altamente especializado.

– Distorsiones del mercado e ingeniería social

Durante demasiado tiempo, las autoridades hicieron la vista gorda a ciertos operadores aéreos que explotan lagunas legales para dedicarse a la ingeniería social, el empleo atípico, la externalización y las compras en foros reglamentarios, lo que distorsionó la competencia en perjuicio de aquellos que no hacen uso de tales malas prácticas. Tanto los gobiernos como la Comisión Europea deben intensificar sus esfuerzos para eliminar los comportamientos depredadores e injustos, prohibir las formas de empleo atípicas precarias y la externalización.

SKILLS

HABILIDADES DE APRENDIZAJE: El rendimiento y la seguridad de la aviación dependen directamente de las habilidades y competencias de quienes trabajan en ella así como de su reconocimiento formal y legal. La inseguridad laboral y el desempleo duradero y amplio implicará una pérdida de habilidades, experiencia y rectitud, así como una fuga de cerebros a medida que los profesionales buscan empleo en otros sectores. Para garantizar la capacidad de recuperarse de la crisis de forma rápida y segura, el mantenimiento de la base de capital humano y competencias de los profesionales de la aviación será crucial, y debe ser un principio rector para cualquier medida adoptada a nivel de la empresa, nacional, europeo e internacional.

SAFETY

PENSAR EN LA SEGURIDAD OPERACIONAL AÉREA: La crisis empujó a nuestra industria a los límites de su capacidad de prestación en materia de seguridad aérea, al exacerbar los riesgos existentes, crear otros nuevos y permitir operaciones muy alejadas de las normas de seguridad establecidas. La pérdida de experiencia operativa y rectitud es un motivo de preocupación. El vuelo en buenas condiciones de las aeronaves es otro motivo de preocupación, debido a los recortes de costes y despidos en las organizaciones de mantenimiento. Al mismo tiempo, la capacidad de las autoridades nacionales para llevar a cabo su supervisión de la seguridad se ve debilitada. Si bien la necesidad económica de una rápida recuperación es evidente, el restablecimiento rápido de las normas y niveles de seguridad previos a la crisis, y mejorarlos aún más, debe ser una prioridad. En caso de duda, la seguridad siempre debe de anteponerse a las consideraciones comerciales. Las habilidades y la experiencia del personal son un requisito clave para la seguridad aérea.

REFOCUS

REENFOQUEMONOS: Una recuperación «inteligente y digital» es de lo que todo el mundo habla. Sin embargo, inteligente y digital no puede convertirse en sinónimo de simplemente diseñar al humano fuera de la ecuación y / o perseguir algunos «proyectos de mascotas» o “humanos enjaulados” promovidos por ciertos actores, sin garantizar un nivel equivalente de seguridad y sin tener en cuenta las implicaciones sociales. Particularmente en tiempos de crisis y recuperación, se debe dar prioridad a volver a un sistema seguro y funcional, en lugar de impulsar conceptos como torres remotas, operaciones de una sola persona en ATM, operaciones de tripulación reducidas, interoperabilidad de la tripulación / operaciones de grupo (que deben detenerse). En su lugar, es necesario volver a centrarse en abordar el aumento de las formas de empleo atípicas, la fragmentación y externalización sistemática de ANSP, la infraestructura del ATM su financiación, el mantenimiento de competencias, etc.

EUROPE

PENSAMIENTO EUROPEO: Nuestra infraestructura de aviación sólo saldrá ilesa de la crisis, y posiblemente más fuerte, si los responsables de la toma de decisiones promueven unas condiciones de igualdad y piensan en términos de una red europea de transporte de aviación resiliente. Esto significa un uso más amplio de las operaciones de servicio público, significa defender a las compañías aéreas dentro del mismo sistema reglamentario contra los competidores subvencionados de los terceros países, limitar el acceso al mercado a ciertos derechos de tráfico y limitar el arrendamiento con tripulación de un tercer país, la fragmentación o la desagregación del ANSP, así como mantener y hacer cumplir las normas de propiedad y control, en lugar de aflojarlas y liberalizar aún más el acceso al mercado europeo.

Volver a ‘negocios como de costumbre’ no es una opción. Por lo tanto, las organizaciones de personal profesional están preparadas para ayudar a repensar y rediseñar el sistema, cambiar las prioridades y (re)construir una infraestructura de transporte aéreo segura, social y sostenible, en beneficio de todos.

Aircraft Engineers International (AEI)
Air Traffic Controllers European Unions Coordination (ATCEUC)
European Cabin Crew Association (EurECCA)
European Cockpit Association (ECA)
International Federation of Aeronautical Information Management Associations  (IFAIMA)
International Federation of Air Traffic Controllers’ Associations (IFATCA)
International Federation of Air Traffic Safety Electronics Associations (IFATSEA)
International Flight Information Service Association (IFISA)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: